Te puede interesar

hace 3 meses - Gays - 0
Mi primera vez
ENVIADO DE FORMA ANÓNIMA
Esta historia sucedio en Bs As cuando tenia unos 7 años, y estaba disfrutando de mis vacaciones. Bueno espero que les guste y les cuento que a pesar de ser un poco larga y rar...


Esta historia sucedio en Bs As cuando tenia unos 7 años, y estaba disfrutando de mis vacaciones. Bueno espero que les guste y les cuento que a pesar de ser un poco larga y rara es 100 % real. Saludos MarcostientoMi primera vez
Esta historia es verídica y sucedio cuando tenia unos 7 años, en ese tiempo mi familia vivía en buenos aires, y yo me encontraba disfrutando de mis primeros dos días de vacaciones de verano, cuando a las 9 de la mañana tocan el timbre, corriendo la cortina del zaguán se encontraba de pie junto a la puerta a un soldado, y desobedeciendo el consejo de mis padres, abro la puerta. Me pregunto por una dirección que no conocía, me parecía simpático así que nos pusimos a conversar en el zaguán, de donde era y que hacia aquí. Yo, por mi parte le conté de mis padres y que había pasado de grado. Estábamos en esa charla cuando me dijo con voz de asombro que grandes sos para tu edad, agradecí el cumplido con una sonrisa.

Cuantos años tenes?, pregunto mirandome a los ojos.

En junio cumplo 8, respondi sonriente.

Nooo, me estas mintiendo, dijo serio.

No enserio tengo 7 dije riendome.

Seguro? haber parate y da una vuelta dijo tomandome de la mano.

Me puse de pie, sus manos me tomaron por la cintura y lentamente me giraron frente a el.

Si parece que tenes 7, dijo girandome de nuevo, hasta quedar de espalda a el.

Fue entonces que sin soltarme por la cintura me sento sobre su entrepierna.
Que haces dije asombrado
Nada, respondió mientras sus brazos desde atras emvolvian mi pequeño torso, a la vez que movía lentamente su cintura de atrás hacia adelante, dejandome sentir como algo duro se ubicaba entre mis nalgas.
Qué es esa cosa dura? Pregunte asombrado.
Es mi amiguito, quieres conocerlo? Respondió, y levantándome en sus brazos para llevarme adentro.
Lentamente, me sentó en el sofá y parado frente a mi; y sujetándome la mano la metió entre su pantalón.
Mi mano, guiada por la suya, se deslizo por una maraña de bellos hasta llega a su tibio y latente amigo.
Que es eso? Porque esta duro? Pregunte sorprendido.
Es mi amigo, vos tenes uno igual dijo sonriente.

Noo, el mio no es asi respondi intrigado.

Si es igual dijo acariciandome la cabeza.

No es asi, respondi insistente.

Haber mostrame dijo con voz dulce.

Mira dije poniendome de pie y bajandome parte de mi pantalon corto, para subirlo enseguida.

Ahhhh, mira vos ahora dijo mientras se bajaba los pantalones. Dejando libre a un glande de color rosa seguido de un grueso y nervoso tronco.
Con una expresion de asombro mis ojos miraron su erguida pija.

Viste que es igual, dijo rompiendo el silencio. A la vez que tomaba mi mano mientras decia no tengas miedo tocala.

Timidamente acerque mi mano y abriendo mis deditos tome su tibia pija. Mientras decia esta muy dura.

Si esta dura por vos respondio con voz entrecortada, a la vez que sin soltarme la mano me hacia masturbarlo.

Lentamente, recorri cada centimetro de su sexo, desde el tronco hasta su rosada cabeza, donde un liquido transparente comenzo a mojar mis dedos.

Que es eso? pregunte acercando mi nariz para poder sentir su olor.

Es mi jugo, probalo dijo con voz suave, acercando su rosada cabeza a mis infantiles labios, mientas decía abrí la boca.
Obedecí en silencio y mis pequeños labios se abrieron para dejar paso a su duro miembro que entraba y salía de mi boca, dejándome sentir su dulce sabor.
Sus manos sujetándome por la cabeza marcaban rítmicamente las suaves estocadas.
Ahh, así, así, decía entre suspiros y gemidos. Fue entonces que su dura cabeza exploto dentro de mí llenándome la boca de un líquido caliente de un fuerte sabor.
Puaj, es feo, dije mientras me limpiaba su semen que se deslizaba por las comisuras de mis labios, manchándome ropa.
Te manchaste, ven vamos a cambiarte, dijo a la vez que me sacaba la remera y los pantalones cortos dejando mi infantil cuerpo al desnudo.
Ven, vamos, dijo y tomándome de la mano me llevo a mi pieza, donde nos sentamos en la cama.
Suavemente sus tibias manos comenzaron a recorrer cada centímetro de mi cuerpo, dejándome sentir una extraña sensación.
A qué hora vienen tus padres, pregunto sin dejar de jugar con mis tetillas.
Mi padre esta en el norte, y mi madre no viene hasta las 6 o 7 de la tarde respondí, entre cosquillas.
Con un intenso beso, sus labios callaron mis palabras mientras me acostaba en la cama.
Su lengua lentamente fue deslizándose por mi cuerpo hasta llegar a mi ombligo donde comenzó jugar furiosamente.
Ay, me haces cosquillas dije entre risitas y temor, mientras posaba mis piernas sobres sus hombros. .
Sin apuro sus labios recorrieron mi ingle hasta llegar a mi pequeño y lampiño sexo que desapareció dentro de su boca.
Ay, ayy, me haces cosquillas repetía entre gemidos, con cada succión de sus labios.

Lebante mi cabeza fue entonces que dejo de chupar mi infantil sexo y mirandome dulcemente a los ojos, pregunto suavemente, Te gusto?.

Siii, dije mientras veia como metia dos de sus dedos en su boca.

Me alegro respondio.

ayyyy, gemi al sentir como sus labios devoraban mi sexo nuevamente.

Sus dedos lubricados con su saliva, se hacercaron a mi ser, donde lentamente se fueron abriendo paso por mi estrecho agujerito, primero uno, luego dos y tres, donde entraban y salían suavemente al ritmo de cada libación de sus labios sobre mi sexo.
Una extraña sensación comenzó a invadir mi infantil cuerpo que comenzo a estremecerse y arquearse de placer.
Ay ay, ahh, ahhh, repetía entre suspiros e inconsciencia.
Suavemente me dio vuelta hasta ponerme en cuatro patas donde, mis manos guiadas por las suyas abrieron mis nalgas dejando al descubierto mi pequeño ano, que rápidamente fue abordado con movimientos de su húmeda lengua, mientras dos de sus dedos salían y entraban rápidamente, provocándome un placer aun más intenso.
Luego de unos minutos, si bien aun entre las nubes, sentí como sus fuertes manos, me trajeron al borde de la cama donde me sujetaron firmemente por la cintura.
Levante la cabeza, que se encontraba sobre la cama, vi por primera su cuerpo desnudo donde se ergia un grueso miembro que se poso sobre mi colita.
Ayyy, que haces? dije con curiosidad.

Ya vas a ver respondio en tono morboso.

mmmm, mmmmmm comence a gemir al sentir como dos de sus dedos entraban y salian rapidamente de mi pequeño esfinter.

Te gusta? pregunto casi entre suspiros.

No dije nada, solo un suave y agonizante gemido se escapaba de mis labios, como unica respuesta para mi extraño amante.

Te gusta? pregunto nuevamente.

mmmm, siii,mmm respondi, con voz jadeante.

Ya, ya, te lo voy a meter dijo en tono morboso, mientras hacercaba su pija para introducirla en mi rosado ano.

Ayyyyy, ayyyyyy, no, noo es muy grande, dije al sentir como de una sola estocada su miembro de 18 cm de largo por 5 de ancho (en otra ocasión lo medimos) se introdujo en mi agujerito desgarrándolo.

Quieto, no te muevas dijo sujentando fuertemente mis caderas.
Ahhh, ayyyy me duele me dueeleee, decía entre lagrimas y gritos de dolor.
Ya, flojito, ya entro la cabeza, respondió con voz suave.
Ayyy, ahh, duele sácalo, sácalo por favor, suplicaba una y otra vez.
Sin hacer caso a mis suplicas su miembro comenzó a deslizarse por dentro de mi ser.
Ayyy, duele duele, repetía entre lagrimas. Mientras sus estocadas introducían mas y mas su enorme pija.
Ya, ya entro un buen pedazo, me voy a quedar quietito, dijo mientras sus manos recorrían mi espalda.
Te duele pregunto dulcemente luego de unos minutos.
Sii, siii, respondí limpiándome las lagrimas.
Luego de unos minutos pregunto nuevamente, te duele?. Ya no tanto respondí.
Bien, bien me digo, mientras despacio, muy despacio su miembro se retiraba de mí.
Con una crema que tomo de la mesa de luz, y con mucha delicadeza lubrico nuevamente mi agujerito por dentro y por fuera. A la vez que me decia con voz dulce, ya mi amor, ya no llores mas amor, no me gusta verte llorar mi cielo, mientras acercaba a mis labios.

Me sente en la cama y mirandole a los ojos, intente decir me hiciste doleeee, pero arrojandose sobre mi sus labios ahogaron mis palabras en un profundo beso.

Perdoname, dejame que te cure dijo poniendome en cuatro patas, mientras libricaba nuevamente mi maltrecho esfinter.

Y te duele pregunto metendo dos dedos en mi ser.

No ya no dije timidamente.

Que bien, dijo mientras con sus manos me sujetaba nuevamente por la cintura, preiciendome lo otra vez sucederia.

Nooo, nooo, por favor me va a doler, meeee vaaa a dooleeerrr, intente decir, mientras sentia como de una estocada su enorme pija se introducía otra vez. Pero esta vez arrancándome un gemido de placer.

ahhhh, ahhhhhh, ayyyyy, ayyyyy, comenze a gemír con cada una de sus estocadas.
Te duele mi amor pregunto dulcemente.
Nooo, ayy, yaa noooo dije entre suspiros.
Quieres que lo saque o lo meta? Decía lentamente
ahhh, ahhh, nooo, metelooo, metelooo respondí casi agritos como una puta en celo.
Te gusta así? Pregunto mientras una combinación de estocadas lentas y rapidas me arrancaban más y más gemidos de placer.
Siii, asiiii, meee gusssstaaa dije casi a gritos. Mientras sentía como su enorme pija estallaba dentro mío llenándome de su tibia leche mi ya desvirgado agujerito.
Sin sacarla caímos de costado sobre la cama, mientras que con voz entrecortada me preguntaba te gusto?.
Si respondí sonriente.
Lentamente sus labios comenzaron a besar mi nuca hasta llegar a mi cuello, mmm me haces cosquillas dije entre risitas. Me dio buelta hasta ponerme boca abajo, su lengua suavemente recorrio mi espalda haciendome sentir una extraña pero agradable sensacion de placer. Sin apuro llego a mis nalgas que abrio con sus tibias manos y como si fuera un durazno maduro comenzo a morder suavemente.

ayyy, ayyyy gemia con cada una de sus mordiditas, de manera inconciente y llevado por el placer empuje mis caderas hacia arriba para que pudiera comer mejor mi colita. Hay mi amor dijo resostandose sobre mi con sus piernas separo las mias dejando nuevamente al descubierto mi dilatado agujerito. Su incansable miembro se zambullo dentro mío, haciéndome soltar un suave gemido de placer.
Ahh, ahh, ayy repetía mientras lebantava mis caderas para sentir su pene mas adentro mio.
Te gusta verdad? Pregunto con voz lujuriosa al ver como hacercaba mis caderas.
Siii, siiii, mee gustaaaa, respondi entre suspiro con mi cara en mi almohada, mientras sentia como su miembro estallaba por segunda vez dentro mio.
Ay mi amor que linda cama que tenes, dijo a la vez retiraba miembro de mi ser, tomo su remera y limpiando mi colita me susurro al oido date buelta, obedeci en silencio, mis ojos se detubieron en su miembro se yacia flacido y pequeño.
Acaricialo me dijo mientras me sentaba en la cama, mis manos giadas por las suyas comensaron a sobar su casada pija. primero por el tronco luego por sus esticulos.
Asi, hacelo asi decia entre gemidos.
Chupalo dijo mientras empujaba mi cabeza hacia el.
Acerque mis labios a su rosado glande y lentamente mi boca comenzo a comer su tibio sexo.
Ahhh, ahh, que bien la chupas mi amor segui asi, repetia entre gemidos, mientras yo sentia como su miembro comenzaba a crecer nuevamente dentro de mi boca hasta recuperar su tamaño normal.
Ahh, mi amor voy a terminar en tu boca, dijo llenandome con su tibia leche, tragala pidio con voz dulce, sin sacarla de mis labios.

Obedeci en silencio y lentamente comence a tomar su dulce y fuerte nectar sin desperdiciar una sola gota.
Sin decirnada me recosto boca arriba, se arrodillo en la cama y tomando mis piernitas que las poso sobre sus hombros, mientras se reclinava sobre mi.

ahhhhh, ahhhhh, gemi al sentir como su hermoso falo se introducia en mi ser.

Que lindo culito que tenes amor dijo mientras pequeñas gotas de sudor aparecian en su frente.

Siii?, essss liiinnndoooo?, pregunte con voz casi femenina.

Si mi amor es muy lindo, y apretadito dijo mientras sus brazos me tomaban por la espalda lebantandome como un muñeco.

Ahhhh, ahhhhh, repetia una y otra vez al sentir como me empalaba mas y mas con su dura pija.

Se quedo quieto, saco su pija y poniendose de pie me lebanto nuevamente con sus fuertes brazos mientras instintivamente rodie embolví su cintura con mis piernitas.

Siii, dijo con voz morvosa, a la vez que sus manos me sujetaban por mis nalgas; y me bajaba suavemente sobre su incansable miembro, haciendome esremecer de placer.

Ahhhh, ahhhh, ahhhh, ayyyyy, ayyyyy repetia casi a gritos, mientras arqueba mi pequeño cuerpo. Si un placer intenso e inimaginable que recorria cada centimetro de mi cuerpo, que no sabia que podia sentir a mi corta edad. Te gusta? amor preogunto mirandome a los ojos.

Siiiiii, ahhhhhh, respondi jadeante mientras me bajaba lentamente sobre su sexo, dejandome sentir como su dura y larga pija se deslizaba dentro de mi ya desvirgado ano. Sin apuro sus labios se acercaron a mi jadeante boca, deborandola en un indecente y profundo beso, mientras me subia desempalandome.

Mmmm, mmmmm, gemi al sentir al sentir como de un jalon salia su hermosa pija.

Te gusta? decime si te gusta mi pija, dijo mientras me bajaba llenandome nuevamente con su pedazo de carne.

Siiiii, ahhhh, respondi embriagado de placer.

Si que? dale decime, te gusta mi pija? pregunto con voz suave, a la vez que me desempalaba de un tiron.

No respondi, mis jadeos y respiracion entrecortada le confirmavan que si disfrutaba de su piel. Decime que te gusta pregunto nuevamente mientras me bajaba y subia mas rapido.

Meeee guuuustaaa, siiiiii meee guuussstaaaa, dije con voz gimiente. Si me gustaba su pija, me gustaba como lo hacia, era mi primera vez y me encantaba sentir como su latente miembro invadia mi esfinter.

Si, sos una putita en celo dijo llenando mis intestinos con su tibio semen. Se quedo quieto lentamente y mientras su pija latia dentro mio nos recostamos en la cama en silencio, dicen que despues de la tempestad llega la calma (frace que parece cierta), un penetrante silencio cubria la casa, las campanadas del reloj rompieron el silencio haciendome saltar del susto. tranquilo solo es el reloj dijo mientras acariciandome la espalda miraba su reloj. son las 10:30 me dijo a la vez que apoyaba mi cabeza sobre su pecho, donde me quede dormido.

No se cuanto tiempo paso, solo se que al despertar sentia como me cojia con dos de sus dedos jugaban con mi agujerito.

Veni sentate dijo indicando su cintura. Lebante mi pierna derecha y cruzandola sobre su cuerpo, me pose mis nalgas sobre el mientras recostaba mi torso sobre su amplio torso. Sus labios lentamente comenzaron a recorrer mis mejillas, frente, oidos y cuello, para luego comenzar a besar los mios. Sus manos que acariciaban mis nalgas suavemente se fueron deslizando sobre mi rosado ano.

Mmmmm, gemi al sentir como metia su dedo en mi interior. Queres mas? pregunto rozando su nariz con la mia.

Si, dije moviendo la cabeza, me miro sonriente mientras nuevamente metia su falo dentro mio.

Ayyy, ayy me duele, me duele, ponele cremita dije suavemente. Si mi amor respondio tomando la crema de mi mesa de luz para untarla en mi culito.

Ya esta dijo mientras sentia como agujerito se llenaba rapidamente con su dura carne.

ahhh, siii, ahhh, repetia mientras lo sacaba y metia lentamente.
Asi esta bien? pregunto, a la vez que comenzaba a moverse mas y mas rapido.

Siiiiii, aaassiiiii, respondi estrechandome mas sobre su torso.
Sos mi putita verdad? me dijo con voz suave al oido.
Siiiiiii, ahhh, ahh, soooyyy tuuuu puuutiiitaaa, respondi. mientras sentia como su miembro llegaba hasta mi garganta.

Asi goza asi, quiero que disfrutes de mi pija, dijo metiendola mas adentro.

Siiii, asi, asiiii, asiiiiiiii comence a pedir entre gemidos.

Ahhh, voy a terminar adentro mi amor dijo entre suspiros.
Ayyy, ayyyy, asii, asii, terminaaa dentrooo dije mientras sus brazos me sujetaban fuertemente.
Ayy, mi amor como me exitas, dijo mientras su pija llenaba mi agujerito con su tibia leche.
Nos quedamos en silencio por un rato, luego sin decir nada miro su reloj, uyy son las 15 me tengo que ir dijo lebantandose de la cama.

Te gusto?, pregunto mientras se ponia la camisa.

Si, me gusto mucho dije sonriente
Entonces nos vemos la semana que viene? dale?
Si, bueno dije mientras me ponia de pie, para ir al baño a la vez que sentia como su leche me chorreaba por las piernas.
Espero que les haya gustado, si bien es el fin de mi historia, les voy a contar que nos continuamos viendo durante casi un año y medio que fue cuando le dieron de baja en el servicio militar.
Autor: marcostiento
Añadir a favoritos
Reportar

¡Debe iniciar sesión para poder calificar el relato!

Se el primero en calificar el relato
Te puede interesar



Te puede interesar

Informacion Legal · Ayuda · Ayuda al autor · Estado · Contacto
Hora del servidor 5:10 am